LA NATACIÓN NO LES DARÁ DE COMER, PERO SE BAÑARÁN EN VALORES

Agustín Artiles Grijalba –Champi-

Llevo más de 35 años al borde de una piscina y hay detalles que no varían, que son como antaño y que difícilmente cambiarán. Quizá se trate de una cuestión de cultura deportiva, de respeto por un deporte que no se valora como debiera, del esfuerzo de unos nadadores/as que no dudan en ofrecer lo mejor de sí mismo entre corcheras y que en determinadas casos les gustaría obtener un reconocimiento mayor y más justo, acorde a su entrega.

Female swimmer underwater in pool

Hay una frase que sobrevuela sus mentes, que escuchan en más ocasiones de lo que les gustaría en la piscina o en sus casas y que curiosamente se hace más evidente cuando se encuentran sumergidos en un bache deportivo, o simplemente los resultados académicos no son los esperados en el entorno familiar.

Puede que a veces esta expresión pueda tener su lógica, que se exprese también en un momento de rabia y frustración, generalmente por la dificultad que conlleva encauzar el destino escolar y deportivo del nadador. Es entonces cuando de alguna manera nos ponemos una venda en los ojos y tiramos por la calle de en medio, por el camino que parece más fácil y obviamos los innumerables frutos que nuestro deporte ofrece.

“La natación no te dará de comer”

Es lícito pensar de esa manera, pero también que esa incomprensión es en mi opinión equivocada ya que la natación genera unos beneficios y oportunidades tan generosas como los describo a continuación y que superan con creces ese sentimiento.

La razón principal por la que un nadador acude a la piscina a entrenar durante varias horas no es el dinero, aunque en ocasiones pudiera influir. Se trata también de alcanzar una meta que satisfaga sus necesidades y que de mayor impulso a sus vidas. Es además pasión por una actividad que le llena, le motiva y le transmite energía positiva. Se trata tal vez de superación personal, hacer la marca necesaria para participar en una competición, luchar cuando todo parece perdido por salir adelante, obtener el afecto, respeto y consideración de tu entrenador y compañeros, lograr una medalla, escuchar el aplauso de las gradas repletas o la ovación de tus rivales, después de una gran gesta.

Las causas dependerán de los intereses particulares de cada uno. Algunos simplemente tendrán un acicate más lúdico y acudirán a la piscina para sentirse más vivos, para adquirir esa sensación de libertad que tanto ansían y que de otra manera difícilmente podrán obtener.

 “Sentirse satisfechos y felices con la actividad que realizan y que colma por completo sus aspiraciones”

Tratemos de entenderlo de una vez por todas, estos y otros motivos que a continuación expongo son realmente las que llevan a un nadador a curtirse durante horas en una pileta y obtener por su esfuerzo un sinfín de valores y virtudes beneficiosas que deberían justificar por si solas el máximo apoyo y empatía. Si  además obtiene por ellos alguna ayuda o beca por los resultados, bienvenido sea.

VALORES QUE TRANSMITE LA NATACIÓN

  • Ayuda a incrementar la seguridad en si mismo y la confianza en sus posibilidades.
  • Les enseña a fijar sus metas, convencerles de que son posibles e insistir  y perseverar hasta conseguirlas.
  • Les educa en virtudes como la solidaridad, tolerancia y respeto hacia sus compañeros y rivales. Les anima a participar y compartir con ellos los éxitos, fortaleciendo la convivencia y el trabajo en grupo
  • La natación potencia la autonomía del deportista, mejora el control emocional y beneficia la autoestima
  • Confiere a quien lo práctica un plus de nobleza, fidelidad y compostura
  • Exige rigurosidad con los horarios de entrenamiento, lo que fortalece la auto exigencia y el compromiso hacia las normas de conducta, favoreciendo además la educación, el interés por los estudios y los resultados académicos
  • Les aporta además salud, bienestar físico y mental y mejora la sociabilidad

Es posible que a primera vista y salvo excepciones no obtenga la recompensa económica que justifique el esfuerzo y sacrificio que requiere la actividad, sin embargo sí me parece real que las ganancias y logros personales expuestos y los dividendos personales que conlleva compensan con creces su práctica.

Demasiadas razones para tenerlas en cuenta

Imágen

http://www.huffingtonpost.com/2013/09/30/pool-losing-body-hair_n_4019850.html

Anuncios

5 thoughts on “LA NATACIÓN NO LES DARÁ DE COMER, PERO SE BAÑARÁN EN VALORES

  1. Mi más profunda enhorabuena por tus escritos sobre nuestro querido deporte y denostada profesión. He completado mi recopilación personal de los 130 beneficios de todo tipo de La Natación gracias a tus acertadas reflexiones. Sigue Champi, lo haces muy bien y los nadadores, técnicos y aficionados te lo agradeceremos siempre.

    Le gusta a 1 persona

  2. Champi, no se si te acuerdas de un viejo amigo, que se alejó de la natación hace muchos años. He vuelto, nado con los master de Leganés. El año pasado disfruté en mi tierra del Campeonato de España Máster. Impresionante, en tres meses me he quitado años y kilos de encima y ya es un no parar. La natación te recuerda cada día que las cosas solo se consiguen de verdad con trabajo diario y esfuerzo individual. El resto de beneficios son muchos y te llueven por todos lados. Un abrazo y gracias por tus acertadas reflexiones compartidas…Chevi Santana

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s