EL PROFESOR ME TIENE MANÍA

Agustín Artiles Grijalba -Champi-

Hoy es día de notas, estás muy nervioso y no paras de moverte de un lado para otro. Sabes que no has estudiado suficiente y temes que tus calificaciones sean peores de lo esperado. Intentas tranquilizarte, le das vueltas a la cabeza una y otra vez y tratas de convencerte.

Quizá no sean tan malas, con un poco de suerte y la generosidad del profesor de lengua, con el que me llevo genial, al final me queden tan solo las matemáticas y el inglés y seguro que las recupero más adelante.

No consigues dar crédito a lo que estás viendo, al menos ya sabes que como adivino no te ganarás la vida. Varios suspensos, una cara de incredulidad que se transforma en tristeza que no desaparecerá fácilmente.

¿Educación física un 3?

No lo entiendo. Si soy un monstruo nadando.

¿ Matemáticas un 2?

 El profesor me tiene manía. Pediré revisión de notas.

Lo malo de todo es que lo peor está aún por llegar. Cuando se enteren tus padres te castigarán hasta que te cases, difícilmente les podrás explicar el desastre y encima tendrás que escuchar sus lógicos reproches y lo peor de todo para ti es que sabes que llevan razón

Cuando esto sucede o más sensato y honesto en mi opinión es hacer autocrítica, aceptar tu responsabilidad y reconocer que no has estudiado.

No se trata de que seas menos listo que tus compañeros que aprobaron y mucho menos culpa de los profesores, que para ti casi siempre te tienen manía. ES TUYA. Tampoco sirve de nada buscar disculpas en tus otros compañeros que suspendieron, con excusas vagas y sin sentido, pero que curiosamente te sirven de apoyo y pretexto para tus lamentaciones.

Mamá es que las preguntas del examen no las había explicado, además no vienen en el libro. Solo aprobaron cinco

Si fuera así, ¿Por qué no has sido tú uno de ellos?

La realidad indica que casi siempre se trata de una cuestión de actitud, de fuerza de voluntad, pero sobre todo de previsión, de saber aprovechar mejor el tiempo y por supuesto hacer lo que no haces, HINCAR LOS CODOS.

Si eres capaz de entenderlo de esta manera y aceptar que te has equivocado habrás dado el paso más importante y seguramente seas capazade revertir la situación en la próxima evaluación, recuperes las asignaturas suspendidas y te sea más fácil encontrar soluciones en el futuro para que no vuelva a suceder.

¿Te imaginas aprobar todas las materias?

¡ADELANTE, VE A POR ELLO!

Las siguientes  ideas te ayudarán si así lo decides en tu próxima evaluación y te aseguro que de llevarlas a cabo te darás cuenta de que aprobar es posible:

1

Prepara los exámenes con tiempo suficiente

No dejes todo para última hora y todo será más factible. Si llevas los estudios al día el esfuerzo será mucho menor, evitarás el estrés y los nervios de los últimos momentos, te permitirán obtener mejores resultados académicos y podrás compatibilizar mejor ambas actividades.

2

Prevé con antelación los posibles contratiempos,

Ten un plan alternativo para imprevistos que te dejan fuera de juego, que afectan a los estudios y la preparación y que te permitan cambiar tu hoja de ruta cuando sea preciso, siempre en tu propio beneficio.

3

Busca estrategias para compaginar deporte y estudios

Haces deporte de competición y en ocasiones te ves apurado para compaginar ambas actividades. En aquellos días que todo parece imposible y que no tienes apenas tiempo ni para respirar, habla con tu entrenador y buscar de manera conjunta las fórmulas necesarias para poder compaginar ambas cosas.

4

Cuidado con las redes sociales

Puede ser que el problema en muchos casos se deba al tiempo que pasas en internet, el móvil o con los videojuegos. Reduce poco a poco la duración, evita depender tanto de ellos y seguro que sacarás más tiempo disponible

5

Objetivos próximos

Concéntrate en el trabajo diario, haz siempre un poco de cada asignatura y busca metas a muy corto plazo. Si tienes un examen dentro de una semana condensa tus energías en él, no te quemes con objetivos más lejanos, ni en la dificultad que conllevan

6

Necesito ayuda

Si encuentras dificultad con alguna asignatura, no temas en pedir ayuda a tus padres, compañeros y amigos a quien te produzca mayor confianza. Lo principal es que tus dudas queden cubiertas y satisfechas

7

Nunca te des por vencido.

Si eres capaz de lograr tus metas en tu deporte favorito cuando todo está en tu contra, también lo eres con los estudios. Si te queda poco tiempo para examinarte y no has estudiado lo suficiente (nunca deberías llegar a ese punto) acepta el reto, no abandones  y busca un último esfuerzo.

 

Entrenar y estudiar exigen sacrificio por tu parte, imprimen carácter, responsabilidad y compromiso, valores que de una manera u otra dirigen vuestras vidas y contribuirán a que logres tus retos.

Jamás te des por vencido. Si quieres, puedes

Nos vemos en la siguiente evaluación

Imágen

http://www.playbuzz.com/angelgirl10/how-well-do-you-know-the-periodic-table

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s